Anarquismo en el Perú



  En la Sección Muestra Nacional del 4º Festival Lima Independiente se ha proyectado Anarquismo en el Perú de Renzo Forero, documental bastante informativo y didáctico sobre la historia del anarquismo a inicios del siglo XX.

Desde un inicio el documental intenta definir qué es el anarquismo y cómo esta ideología o pensamiento influyó en el movimiento obrero y en los orígenes del sindicalismo peruano. A través de la prensa anarquista ("Los Parias" y "La Protesta", entre otras publicaciones), Manuel Gonzales Prada* y Delfín Lévano defendieron las reivindicaciones económicas y sociales de los trabajadores.

Dos historiadores entrevistados recuerdan la creación de la Federación Obrera Regional, la huelga de Jornaleros del Muelle y dársena del Callao en 1913, la lucha por la jornada laboral de 8 horas (decretada por el presidente José Pardo), y las protestas del “Comité pro abaratamiento de las subsistencias” en 1919, liderado por los obreros Nicolás Gutarra, Carlos Barba y Adalberto Fonkén, quienes debieron soportar la represión policial.

Dentro de este contexto histórico, el periodista César Lévano plantea la hipótesis de que el conocido poema “Los heraldos negros” de Cesar Vallejo se habría inspirado en la matanza de obreros en Chicama, a raíz de una huelga en la hacienda Casa Grande en 1912.

En la parte final los entrevistados explican que el pensamiento socialista de Mariátegui y Haya de la Torre, así como la represión del gobierno de Leguía, hicieron perder espacios al discurso anarco-sindicalista. En los años 60 hubo un resurgimiento de las ideas libertarias durante el gobierno militar del Gral. Velasco que puso en agenda reivindicaciones sociales como la Reforma Agraria.

Tal vez hubiese sido interesante escuchar un poco más a esos militantes que aparecen marchando con banderas por las calles del centro de Lima, seguidos de algunos policías, para congregarse en la plaza San Martin.

---------------------

(*) En "Los Parias" (Nº 38, 1907) Gonzales Prada escribía que el ideal anárquico se resumía en "la libertad ilimitada y el mayor bienestar posible del individuo, con la abolición del Estado y la propiedad individual". El anarquista no admitía soberanía, ni leyes religiosas ni nacionalidades.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Sterling Hayden

La piel que habito

Las mil y una noches