Dioses

Dioses (2008) muestra por un lado la actitud despreocupada de Diego (Sergio Gjurinovic) y su hermana Andrea (se sugiere una relación incestuosa y conflictiva). Por otro, la solvencia económica del padre empresario Agustín (Walter Saba) que resuelve con pragmatismo los problemas. Su atractiva pareja (Maricielo Effio) intenta adaptarse a una clase social distinta.
  Cuando Diego deja la casa de Asia y toma un bus hasta El Agustino es obvio el contraste entre dos realidades disparejas de una misma ciudad. Tambien hay una cierta rigidez actoral debido quizás a la objetividad y el distanciamiento.El director Josué Méndez describe su segundo film como el retrato un mundo de grandes apariencias, en el que todo está muy bien cuidado y sigue un orden muy rígido.

Entradas más populares de este blog

Sterling Hayden

La piel que habito

Las mil y una noches